La Santidad es el adorno de tu Casa

La Santidad es estar en casa, habitar tu propio ser, ser habitado por la hermosura de Dios, ser adornados por los dones del Espíritu, permitir que el Padre se mueva por todas nuestras estancias, hasta por los rincones que no queremos ver. Para que El los envuelva en sí mismo y los bañe en suSigue leyendo “La Santidad es el adorno de tu Casa”